app

Las hormigas: un animal coránico

Las hormigas: un animal coránico

Las hormigas son un insecto que a veces puede parecer trivial, pero del que podemos aprender mucho

Las hormigas son un insecto que a veces puede parecer trivial, pero del que podemos aprender mucho

Por: Muntadhir Abbas

Empecemos diciendo que el capítulo veintisiete del Corán se llama ‘Las Hormigas’ y en el versículos dieciocho se menciona directamente a la hormiga:

Así llegaron al valle de las hormigas; entonces dijo una de ellas: ¡Hormigas! Entrad en vuestras viviendas no vaya a ser que Sulayman y sus ejércitos os aplasten sin darse cuenta. (Las Hormigas, 27:18)

Lo que es interesante de este versículo es que Dios describe una orden dada, de forma literal, de una hormiga al resto de la colonia. A menos que hayamos visto la película ‘Antz’, esto nos puede parecer extraño; pero si tenemos en cuenta que el versículo anterior a este menciona la habilidad de Suleiman de hablar con los pájaros, igual no nos lo parece tanto. La comunicación y la comunidad parecen ser temas que encontramos en una primera interacción con el versículo -y esto es algo de fundamental para la nación de las hormigas.

Por lo que la primera área que tenemos que explorar es la lengua de las hormigas y qué realidad tiene esta. Como podemos ver también con las abejas, entre los animales también existen métodos complejos e ingeniosos de comunicación, y el de la hormiga te va a fascinar. Usando feromonas, toques de antenas y rastros de olor; las hormigas tienen un código tan extraordinario que alguna tecnología moderna emerge de él:

También como las abejas, las hormigas no tienen cromosomas que definan el sexo, y, por lo tanto, el género es determinado por el proceso de fertilización. Los huevos fertilizados son hembras y los que no, machos.

Las hormigas y las abejas también tiene la mayor cantidad de receptores de olor en el reino de los insectos. Estos receptores les permiten obtener información sobre la comida, los alrededores, los peligros y otras cosas a través de un desarrollado sentido del olfato. Las abejas tienen 174 receptores (algo muy elevado comparado con el resto de insectos) y las abejas 400, el número más elevado de todos los insectos.

La biomasa total de todas las hormigas en la Tierra es aproximadamente igual a la biomasa total de todas las personas en la Tierra. ¿Cómo puede ser esto? Las hormigas son tan pequeñas, y los humanos tan grandes… Sin embargo, los científicos estiman que hay, al menos, 1,5 millones de hormigas en el planeta por cada ser humano. Se sabe que existen más de 12.000 especies de hormigas, y que están en todos los continentes excepto la Antártida. La mayoría vive en regiones tropicales. Un solo acre de la selva tropical del Amazonas puede albergar 3,5 millones de hormigas.

Las hormigas son capaces de transportar objetos de aproximadamente 30 veces su propio peso corporal con sus mandíbulas. En relación con su tamaño, sus músculos son más gruesas que los de los animales más grandes o incluso los seres humanos. Esta relación les permite producir más fuerza y transportar objetos más grandes. En esto puede haber una lección para los seres humanos: Somos la mejor creación de Dios, y, a veces, sentimos que tenemos problemas que nos agobian, pero si tomamos la hormiga como una parábola, entonces podemos encontrar la fuerza interior, de manera colectiva, para conseguir sobreponernos a los obstáculos a los que nos enfrentamos.

El trabajo en equipo hace que el trabajo funcione. Esto nunca podría ser más cierto que con las hormigas. Como ya hemos mencionado, pueden levantar grandes pesos, pero lo que es más impresionante, es la manera en la que pueden trabajar juntas para lograr grandes hazañas. No sólo es impresionante, sino como hemos visto antes, esencial para su existencia y supervivencia. Para demostrar esta notable habilidad, el vídeo a continuación muestra cómo las hormigas unen los brazos (por así decirlo) para crear una balsa viva que facilite el movimiento a través del agua y proteger a su reina (parece que hormigas y abejas tienen a la reina en gran estima).

A menudo consideramos la hormiga como uno de los insectos más mundanos y triviales, molesto incluso, pero cuando lo observamos de cerca vemos que hay un increíble y magnífico diseño en esta criatura. No solo es esto no razón para no de ser pretenciosos, especialmente frente a Dios, sino que el espíritu de equipo de las hormigas me hace pensar sobre lo que lo humanos podrían si realmente se unieran para trabajar por un mundo mejor.

__________________________

Fuente: www.themuslimvibe.com Traducido y editado por Truth-Seeker.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Leave a Reply