app

El punto de partida para reflexionar sobre la existencia de un Creador

El punto de partida para reflexionar sobre la existencia de un Creador

Reflexionar sobre el hombre, la vida y el universo es el punto de partida para llevarnos a plantearnos la existencia de un Creador

Reflexionar sobre el hombre, la vida y el universo es el punto de partida para llevarnos a plantearnos la existencia de un Creador

Por: Jamal Hardwood

Para resolver la cuestión del hombre, la vida y el universo, comencemos por observar lo que sabemos en con certeza de estos. Toda la información previa que tenemos sobre nos dice que comparten ciertas similitudes y reglas inmutables. El hombre, la vida y el universo son limitados, de hecho todo lo que podemos percibir es limitado. Lo que queremos decir con limitado es que todo tiene un punto de comienzo y de final, y no hay nada ilimitado e infinito.

Podemos ver que el hombre nace y muere, y que el hombre no puede crecer más allá de cierto tamaño en altura y peso. Toda la vida está limitada de esta manera, y la tierra, la luna y las estrellas también tienen un punto inicial y final. La vida de una estrella o galaxia puede ser un período muy largo de tiempo, pero están definitivamente limitadas y todos tienen un comienzo y un final. El universo es un lugar vasto, pero es un espacio finito y no es ilimitado. Ningún científico ha sido capaz de conseguir una evidencia definida que sugiera que el universo no tiene límites. De modo que sugerir que es infinito significa que vamos más allá de los límites de lo que podemos evaluar racionalmente. Tal pensamiento nos obliga a desafiarnos a encontrar cualquier ejemplo, en nuestro mundo de la percepción, de algo que sea ilimitado. No importa cuanto busquemos, no encontraremos un ejemplo. Todo lo que podemos percibir es limitado, finito.

Un segundo atributo del hombre, la vida y el universo es que todos están necesitados y son dependientes. Necesitados en el sentido de que para existir, deben recibir ayuda de algo más, no son autosuficientes. El hombre necesita alimento y agua para sobrevivir. Las plantas y los animales también dependen de un ciclo del agua que, a su vez, depende del sol, que depende de la relación con las galaxias y de la masa ardiente. Nada de lo que podemos percibir puede sobrevivir independiente de otras cosas, no hay nada en nuestra percepción que sea auto-subsistente. Así que las cosas existen, pero no tienen el poder de la existencia.

El hecho de que está inextricablemente ligado con estas cualidades de ser limitado, finito, dependiente y necesitado es que, en última instancia, tiene que haber un Creador o iniciador para todo. ¿La suma de todas las cosas finitas y dependientes es algo finito y dependiente, dependiente de qué? Depende de algo de comienzo y mantenga la vida, y algo que planifica y desarrolla la compleja interrelación entre todos los seres vivos. Vemos cosas que existen sin ninguna dificultad o cuestión, pero nada existe por su propia naturaleza de forma independiente y en completo control de su propia creación, o capaz de mantenerse a sí mismo. Sólo puede haber una solución a la cuestión de la Creación: la existencia de un Creador ilimitado que es responsable de todo lo que vemos y percibimos. Todo lo que es finito debe tener una fuerza dinámica para crearlo, de lo contrario no puede entrar en la existencia. Todas las cosas limitadas dependen de algo para su sustento. No puede haber duda sobre estos puntos, ponte el desafío de buscar cualquier ejemplo que lo pudiese argumentar, todas las cosas limitadas y dependientes se crean.

Una segunda manera de ver este argumento demuestra que si contemplamos todo lo que percibimos como limitado y dependiente, sólo podemos explicarlo de dos maneras: 1. Todo lo que percibimos depende para su existencia de otra cosa, que a su vez depende de otra cosa, ad infinitum o 2. Todo lo que percibimos deriva su existencia de otra cosa que existe por su propia naturaleza y que es, en consecuencia, eterno e ilimitado. La primera alternativa es falsa porque no proporciona una explicación de cómo las cosas llegan a la existencia en un primer lugar, simplemente abandonas el dar una razón. No proporciona una razón por la cual existan las cosas finitas y limitadas, o de donde vinieron, y es por lo tanto ilógico, incompleto y no nos da una respuesta. Por lo tanto, deducimos que todas las cosas limitadas y dependientes dependen de algo que existe por su propia naturaleza. Los argumentos comienzan cuando se desea una descripción o percepción del Creador.

Los atributos del Creador

Cuando reflexionamos sobre la existencia de un Creador, deducimos que sólo puede ser una de estas tres cosas; creado por otra cosa, creador y creación al mismo tiempo, o subsistente de forma eterna. Ser creado significa que es limitado y por lo tanto parte de la creación y por lo tanto no puede ser el creador final. Es absurdo que algo pueda crearse y existir al mismo tiempo. Por lo tanto, el Creador sólo puede ser eterno y no depender de nada en ningún tiempo o espacio. Este atributo de la eternidad o del infinito no puede ser plenamente percibido por nosotros, el hombre es limitado y no puede percibirlo todo. Si oímos un golpe en la puerta, tenemos una fuerte sensación de que hay alguien detrás de la puerta, pero no sabemos quién, sólo podemos especular. Especular sobre la esencia o descripción del Creador no es necesario, y sólo puede ser improductivo. Nos preocupa probar la existencia de un Creador, en lugar de especular sobre esa descripción detallada del Creador, que, en cualquier caso está más allá de nosotros.

El deseo de una mayor comprensión de algo tan importante en nuestras vidas es natural. Para obtener una mayor comprensión de algo que no podemos percibir, y no podemos percibir algo que es infinito y totalmente independiente, requiere que buscamos solo datos verificables de ese Creador. Especular sobre el Creador sólo puede conducir a la miseria y el error dado que lo desconocido no puede ser deducido por nuestras limitadas mentes.

Además, todavía no hemos abordado la cuestión integral de lo que es el hombre, la vida y el universo, lo que fue antes de la vida y lo que será después de ella, y cuál es la relación entre todo esto. La respuesta a esta pregunta integral servirá de base o credo para todos los sub-problemas relacionados con la vida y actuará como referencia para todos los complejos sistemas de vida que el hombre implementa: los sistemas sociales, económicos, políticos, de política exterior, judicial, etc. En resumen, esto explicará el propósito del hombre en la vida, y nos da la dirección para el verdadero progreso.


Fuente: Extracto del libro Faith and Progress, del mismo autor. Traducido y editado por Truth Seeker Es

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Leave a Reply