app

Allah es Ar-Razzaq

Allah es Ar-Razzaq

Allah es El Constante Dador de regalos.

Allah es El Constante Dador de regalos.

Por: Jinan Yousef

Allah es Ar-Razzaq

En el último artículo sobre los nombres de Allah, tratamos sobre cómo Allah es El Constante Dador de regalos. Mencionamos que la naturaleza de un regalo no es que se dé a cambio de algo, sino que es por amor y misericordia, y como recuerdo de que tenemos un Dios que nos cuida.

Alhamdulillah (alabanzas a Allah), muchos de nosotros reconocemos esos regalos cuando se nos dan. Sin embargo, estamos muy preocupados por el sustento de cada día y del futuro. No hay mucho empleo, ¿cómo voy a conseguir yo un trabajo? ¿Cómo voy a mantener a mis hijos? ¿Cómo me voy a casar si no tengo suficiente dinero? Un sinfín de preocupaciones invaden nuestra mente. Y ahí es cuando debemos conocer ar-Razzaq.

¿Qué es rizq?

Para que podamos conocer el nombre de Allah ar-Razzaq, tenemos que saber el significado de rizq. Rizq es lo que ha sido asignado para ti que te beneficia. Por lo que Allah (swt) es ar-Razzaq, Él es el que crea tu rizq, y es el que distribuye lo que ha asignado a Sus siervos. Y debido a que es ar-Razzaq y no ar-Razziq, provee sustento a todos: musulmanes y no musulmanes, hombres y mujeres, humanos, animales y plantas. Allah dice en el Corán:

“No hay ninguna criatura en la tierra cuya provisión no recaiga sobre Allah y de la que Él no sepa su morada y su depósito. Todo está en un libro claro”. (Hud 11:6)

Esto es una declaración que viene de Allah (swt). Dice que la provisión de sus criaturas recae sobre Él. Y en caso de que tengamos dudas, Allah (swt) dice:

“Y en el cielo está vuestro sustento y lo que se os ha prometido. Y por el Señor del cielo y de la tierra que todo esto es tan cierto como que habláis”. (Adh-Dhariyat 51:22-23)

El Profeta (la paz sea con él) dijo que un alma no morirá hasta que obtenga toda la provisión que le haya sido asignada (Ibn Hibban). Solo con observar los cielos y la tierra, la manera en la que cae la lluvia y crecen las plantas debería ser una prueba suficiente para nosotros. Lo damos por hecho, es el rumbo natural de las cosas. Pero Allah (swt) determina el curso que la naturaleza tomará. Por lo que si Él creo el sistema en el que el rizq de todas las criaturas está decidido, cómo no va Él a proveer para ti cuando dice de los seres humanos:

Es cierto que hemos honrado a los hijos de Adam. Los llevamos por la tierra y por el mar, les damos cosas buenas como provisión y les hemos favorecido con gran preferencia por encima de muchas de las criaturas”. ( Al-Israa’ 17:70)

Por lo que si sientes que tu provisión te tarda en llegar, recuerda que lo que haya escrito para ti vendrá.

¿Qué es lo que específicamente se puede contar como rizq?

Cuando hacemos referencia a rizq mucha gente asume que es dinero. Pero rizq es lo que te beneficia. Por lo que puede ser dinero y cualquier otra cosa material del mundo, puede ser algo emocional, o algo espiritual.

Esforzarse: una condición de rizq

Este es el punto crucial de nuestro artículo de hoy: esfuerzo. Tu rizq no vendrá a ti si no trabajas por ello. Esta es la diferencia esencial entre hiba, regalo, y rizq. Tu rizq está escrito para ti, pero para poder abrir esa puerta, tienes que trabajar como si tu rizq dependiese de cómo de duro trabajas, pero en tu corazón sabes que no te llegará sino lo que Allah (swt) haya escrito para ti.

Y es por eso por lo que si de verdad creemos en ar-Razzaq, nunca buscaremos medios de vida que sean haraam (prohibidos). Debemos trabajar en los que podamos, de manera que nos beneficie como musulmanes, sabiendo que es Allah (swt) el que proveerá para nosotros.

El ejemplo de Hajar

El ejemplo de Hajar (la paz sea con ella) refleja esto perfectamente. Se encontraba en medio del desierto. Su hijo lloraba de sed. Corrió entre Safa y Marwa siete veces. Y Allah (swt) recompensó ese esfuerzo con el manantial de Zamzam del que todavía hoy nos beneficiamos. Cuando vamos hacer Umrah o el Hajj, hacemos el “sa’y”, que significa esfuerzo, simular lo que hizo Hajar, para que nunca olvidemos trabajar duro con los medios de nuestro alrededor.

Hemos hecho alusión a dos cosas de manera que podamos recibir nuestra provisión. No debemos buscar medios de vida que sean haraam, y trabajar duro. Pero hay un tercer componente que es igual de importante. Y es redha. Redha es contentamiento con lo que Allah nos ha dado. El quid de la cuestión es que no debemos albergar ningún resentimiento o rencor hacia Allah por lo que nos haya dado. Debemos estar contentos por lo que haya escrito para nosotros, porque lo que tenemos es más que suficiente. El Profeta (la paz sea con él) nos recuerda por qué debemos estar contentos cuando dice:

“Para aquél de vosotros que amanezca en una pequeña casa, seguro, sano de
cuerpo y en posesión de su provisión para el día, es como si se hubiese reunido este
mundo en todas sus facetas.”

Debemos evitar ser de la gente que Allah describe a continuación:

“Y hay hombres que adoran a Allah como al borde de un precipicio; si les viene un bien se tranquilizan con ello pero si les viene una prueba cambian de cara perdiendo esta vida y la otra. Esa es la auténtica perdición”. (Al-Hayy 22:11)

 

_______________________________________

Traducido del ingles con algunas modificaciones editoriales por el Equipo Editorial.

Fuente: http://www.virtualmosque.com/relationships/withthedivine/ar-razzaq-the-provider/

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Leave a Reply